Si eres una de esas personas que les cuesta mantener el orden en el guardarropa, entonces necesitas los consejos para poner algo de organización en los espacios como un clóset, con estos sencillos pasos puedes iniciar en hacer un cambio en tu vida y así generar un mejor orden.

 

Algunos de sus consejos para organizar el armario:

1. El día que se elige para ordenar debe ser un evento especial, no una faena diaria.

 

2. Toda la ropa debe ser apilada en un punto concreto, una cosa encima de la otra, se debe dejar el clóset vacío.

 

3. Con todo acumulado en un mismo espacio lo primero es pensar, de manera profunda, qué quiere ganar viviendo en un espacio ordenado, cuál es el estilo de vida que quiere y cómo le gustaría vivir en un ambiente ordenado.

 

4. Lo primero es descartar, salir de lo que no se usa. Antes de meter algo en el armario para ordenarlo debe tomar prenda por prenda y seleccionar qué se queda y qué se va, puede utilizar bolsas de ropa para sacar lo que ya no va a usar y dejar lo que se queda a un lado.

 

5. Ese criterio de selección debe ser serio y a conciencia, no solo desechar lo que está roto o en mal estado, que sería lo obvio en un plan así, sino usar el criterio de la emoción que le causa eso objeto o prenda. Si es así, consérvelo, si no salga de eso. Si tiene ropa que compró pero nunca ha usado pregúntese ¿por qué no la he usado?, ¿se dio cuenta de que no le quedaba como pensaba?, es un ejemplo simple para darse cuenta de que esa prenda cumplió un rol y es hora de dejarla ir.

 

 

6. No caiga en la trampa de guardar esa ropa que solo usa “en casa”, si no la usa ni en casa, piense si vale la pena conservarla o no.

 

7. Después de que esté escogido lo que vaya de nuevo al clóset empiece por organizar lo que se va a colgar y lo que se va a doblar y en este orden: camisetas, camisas, sacos, chaquetas, pantalones, faldas, medias, ropa interior, bolsos, ropa para eventos específicos (trajes de baño, uniformes, etc), zapatos.

 

8. La regla básica al colgar es que lo pesado esté a la izquierda y lo liviano a la derecha, entonces los abrigos y chaquetas deben ir a la izquierda y seguir hacia la derecha con los vestidos, pantalones, faldas y blusas.

 

9. Hay quienes se rehúsan a doblar la ropa. Doblar algunas prendas puede resolver el problema del poco espacio en los armarios. Doblar las camisetas es más sencillo de lo que parece, la idea es hacer un rectángulo. Lo que va doblado debe ir parado y no una cosa encima de la otra ya que usualmente al guardar la ropa así siempre se usa lo que se está encima y no lo que está abajo.

10. Doblar las medias: la clave es no hacerles un nudo ni guardarlas en bolita, como se hace en la mayoría de los hogares, si no doblarlas de manera que queden paradas para así apilarlas una al lado de la otra.

 

11. La mejor manera de guardar los bolsos es meter uno dentro del otro pero la clave está en poner dos tipos de bolso juntos, pueden ser del mismo material o de la misma forma y no meter más de dos bolsos en otro.

 

12. Desempaque y quite las etiquetas de la ropa nueva cada vez que vaya a guardarla. No guarde ropa con etiquetas.

 

 

Leave a comment