Es bueno tener algo en lo que puedas confiar y ver un crecimiento constante, especialmente cuando estás navegando en un mundo incierto donde es importante no caer en la angustia o ser presas del estrés. Las plantas son ideales para ayudarte a transformar esa preocupación en la capacidad que tenemos de maravillarnos y sentirnos agradecidos.
Si bien es posible que no hayan hecho una lista oficial de cuarentena, las plantas de interior son una de las formas más asequibles y efectivas para mejorar el bienestar interior. En pocas palabras, ¡son excelentes amigos de cuarentena! Puedes poner amor, cuidado y atención en estas pequeñas criaturas verdes y verlas florecer y crecer.
Es como tener una mascota de la que no tienes que preocuparte demasiado. Y aunque muchas personas creen que no están hechas para tener plantas y consideran que hay quienes tienen un don con ellas, la verdad es que cualquiera que esté dispuesto a realizar la investigación y el esfuerzo puede mantener sus plantas vivas. Aquí te damos algunos consejos:

Empieza pequeño
No hay necesidad de pasar de cero a tener una jungla al interior de tu casa. Así que antes de querer comprar queriendo imitar una foto de Pinterest, analiza las que puedes administrar. Es importante saber que las relaciones efectivas con las plantas tienen que ver con la calidad del cuidado, no con la cantidad de plantas.

No seas una madre helicóptero
El exceso de agua es la forma número uno en que las personas matan sus plantas de interior. Tienes que practicar la moderación, una buena regla general es nunca regar una planta húmeda. Es comprensible ser entusiasta en el cuidado de tu nuevo amiga planta, pero no interrumpas su proceso por aburrimiento. Deja que tus plantas hagan lo suyo.

Conoce tus límites
Antes de buscar plantas de interior, evalúa tu espacio. Cuál es el nivel promedio de temperatura y humedad, en qué dirección miran tus ventanas y cuánta luz solar entra. Puedes comprar la planta más bonita, pero eso no significa que puedas mantenerla viva. Asegúrate de proporcionar a tu planta el entorno óptimo antes de lanzarte a comprarla.

No esperes gratificación instantánea
A todos nos gusta ver las recompensas, pero el crecimiento de las plantas es una de las pocas cosas que no podemos apurar. Ve esto como una relación recíproca a largo plazo, ¡tendrás que ser paciente! Aunque compres plantas de interior, recuerda que no hay satisfacción garantizada con la Madre Naturaleza.

En caso de duda, pregunta
Los humanos conocedores siempre estarán entre los recursos más útiles, no temas preguntarle a un experto. Además, existen muchas páginas con la información detallada del cuidado que requiere tu planta y también cuentan con buzón para comentarios en sus web y redes sociales.

 

Leave a comment